La Barcelona World Race y su iniciativa “navegar por la ciencia”, modelo a seguir para la UNESCO

Los más de 600 científicos reunidos en Barcelona en la 2ª Conferencia Internacional sobre Investigación Oceánica concluyen que urge actuar para alertar a políticos y ciudadanos sobre las amenazas que acechan al océano.

Noticias NOV. 21, 2014 19:10

Esta tarde ha concluido en Barcelona la 2ª Conferencia Internacional sobre Investigación Oceánica, que se ha desarrollado desde el lunes 17 en el Centro de Convenciones Internacional (CCIB) bajo la organización de la Comisión Oceanográfica Intergubernamental (COI) de la UNESCO, The Oceanography Society y la Fundació Navegació Oceànica Barcelona.

Hasta 650 científicos de 76 países han participado en este congreso, que ha servido para diseñar la hoja de ruta para la situación del océano de la próxima década.

Los expertos del océano han concluido que urge actuar para alertar a políticos y ciudadanos sobre las numerosas amenazas que acechan al océano, y por tanto también al planeta. Entre ellas, preocupan la sobreexplotación de los recursos marinos, la proliferación de plásticos, los efectos de la acidificación del océano y la disminución de la biodiversidad marina.

También han destacado que es necesario reforzar los nexos de colaboración con la sociedad civil. En este sentido, la UNESCO ha resaltado que el compromiso de la Fundació Navegació Oceànica Barcelona, organizadora de la Barcelona World Race, es un modelo a seguir.

El movimiento de navegar por la ciencia que inicia la Barcelona World Race es sólo el principio del cambio que tenemos que hacer, en términos de cómo, por qué y con quién hacemos ciencia”, ha espoleado a sus colegas WendyWatson Wright, secretaria ejecutiva de la COI-UNESCO, durante la sesión de clausura de la 2ª Conferencia Internacional sobre Investigación Oceánica, que se ha celebrado en Barcelona nueva años después de la primera cita.

En la tercera edición de la Barcelona World Race, la regata de vuelta al mundo a vela a dos y sin escalas, los navegantes colaborarán en varios proyectos científicos coordinados por la COI-UNESCO. Aleix Gelabert y Didac Costa, a bordo del barco científico de la Barcelona World Race, el One Planet, One Ocean & Pharmaton, tomarán mediciones de la salinidad y la temperatura del agua superficial del mar y analizarán la concentración de microplásticos en el agua durante la circunnavegación. Además, tanto éste como el resto de equipos evaluarán la calidad del agua superficial del mar para el proyecto Citclops y lanzarán al mar balizas Argo, que recogen datos muy precisos de temperatura y salinidad desde los 2.000 metros de profundidad hasta la superficie del mar, información clave para entender la evolución climática del planeta.

Las embarcaciones surcarán los mares más inhóspitos del planeta, a los que las rutas comerciales no llegan y a los que resulta muy costoso mandar buques oceanográficos, por lo que su colaboración resulta muy valiosa para los investigadores, para recoger datos de zonas poco estudiadas.

Durante el congreso los expertos también han reclamado más cooperación interdisciplinar y una mejor gobernanza, y han pedido que se incluya el océano en la agenda política internacional sobre el cambio climático.