La gestión de la Barcelona World Race sube al podio

Al igual que Londres 2012 y Roland Garros, la FNOB, organizadora de la regata de vuelta al mundo, obtiene la certificación UNE-ISO 20121:2013, el estándar de certificación de la gestión sostenible de eventos. La Barcelona World Race es la primera regata internacional que recibe este reconocimiento. La ISO 20121, entregada por Applus+, es un nuevo logro en el compromiso de sostenibilidad de la FNOB y se suma a los certificados de Calidad, Medio Ambiente y Seguridad y Salud en el trabajo obtenidos en 2012.

Noticias JUL. 31, 2014 15:32

Esta certificaciónse originó con motivo de los JJOO de Londres 2012. En ella se entiende por sostenibilidad la gestión eficiente y responsable de la sociedad, la economía y el medio ambiente para favorecer una convivencia más habitable, viable y equitativa.

Interviene en ello toda la cadena de suministro; es decir, clientes, patrocinadores, empleados y proveedores, así como las entidades sociales y culturales de proximidad. Esto permite que la Barcelona World Race, más allá de ser una regata alrededor del mundo, sea un acontecimiento participado por toda la ciudadanía.

Esta certificación se suma a las ya obtenidas en 2012 de Calidad (UNE-EN ISO 9001:2008), Medio Ambiente (UNE-EN-ISO 14001:2004) y Seguridad y Salud en el Trabajo (OHSAS 18001:2007), calificando así a la FNOB como Entidad de Gestión Sostenible por su Sistema Integrado de Gestión.

El certificado ha sido entregado esta mañana en el Centro de Interpretación de la Barcelona World Race por el representante de Applus+,  Guillem Pastor, Gerente de Operaciones en Certificación de Sistemas a Andor Serra, Director General de la FNOB.Para el equipo de trabajo de la Fundació es el reconocimiento al trabajo realizado desde la primera edición de la Barcelona World Race en 2007, cuando apostó decididamente para que la organización de la primera regata alrededor del mundo a dos sin escalas asumiera el liderazgo en el desarrollo de la sostenibilidad y el respeto al medio ambiente.

Las primeras medidas que la FNOB ha llevado a cabo en la implantación de esta normativa ISO se pueden englobar en dos aspectos fundamentales: el social y el medioambiental. En la vertiente social se encuentra la firma de adhesión voluntaria a los diez principios del Pacto Mundial de las Naciones Unidas; en la medioambiental está el acuerdo voluntario de minimización de Gases de Efecto Invernadero (GEI) con la Oficina Catalana de Cambio Climático.
Estas medidas se suman a los proyectos científicos, culturales y sociales que desarrolla la regata ya desde su inicio. Este trabajo, unido a la  implicación directa de los agentes sociales y los propios navegantes como embajadores de la sostenibilidad en todo el mundo, hace de la Barcelona World Race un evento con proyección en el tiempo, y un referente en la defensa del medio ambiente, la eficiencia económica y las buenas prácticas sociales.