José Muñoz: “Navegar con Guillermo Altadill es una responsabilidad tremenda”

El navegante chileno José Muñoz se enfrenta a su segunda vuelta al mundo a dos. Esta vez sin escalas y con nuevo copatrón. Muñoz se convirtió, junto al fallecido Felipe Cubillos, en el primer chileno en dar la vuelta al mundo a vela. Ahora afronta su próximo paso por cabo de Hornos (Chile) como un reto personal y como un sentido homenaje hacia su amigo.

Entrevistas NOV. 17, 2014 18:04

Mientras repasa pequeños detalles antes de la salida, Muñoz reconoce estar orgulloso de poder navegar junto a Guillermo Altadill, “una eminencia en la navegación oceánica”. Ambos tomarán la salida de la Barcelona World Race 2014/2015 a bordo del Neutrogena, un IMOCA 60 botado en 2007 con el que Altadill logró la segunda plaza de la Transat Jaques Vabre 2011.

 

¿Cómo son los meses previos a la salida de una vuelta al mundo sin escalas?

Estos meses previos los hemos dedicado a los pequeños detalles, a corregirlos y tener el barco a punto y en las mejores condiciones. La Barcelona World Race es una regata muy dura. Tenemos que buscar errores, corregirlos, navegar, ir al gimnasio, someternos a exámenes médicos, seguir navegando y entrenando… Y todo para saber cómo reaccionar cuando nos enfrentemos a situaciones difíciles. Hay que saber mantener la calma y afrontar cualquier problema de la mejor manera posible. Cada día que pasa a uno se le estrecha un poco más el estómago pensando en qué problemas pueden surgir durante la regata y qué deberíamos llevar en nuestra caja de repuestos para solucionarlos. 

 

¿Está todo a punto para la salida o aún quedan cosas por hacer?

Siempre queda algún detalle por corregir, pero por lo menos lo que nos queda es lo más pequeño. Ahora estamos en una etapa en la que ya nos centramos en temas como la comida: qué llevar, cómo envasarla y racionarla, dónde estibarla. También estamos con los listados de cuántos repuestos llevar, cantidad de diésel y algunos detalles más.

 

¿Cuáles serán los puntos clave de la Barcelona World Race 2014/2015?

Lo más importante es llegar al 31 de diciembre con el barco lo mejor preparado posible. La salida será un punto clave, procuraremos salir en cabeza o pegados a los primeros. Y la llegada a Gibraltar también será decisiva por lo cambiante del tiempo en el Mediterráneo.

 

¿El paso por Cabo de Hornos es algo especial para un chileno?

¡Por supuesto! Como chileno es un orgullo poder decir que es nuestro cabo. Hornos es algo mítico para todos los navegantes, es el cabo más al Sur (54º 56’ S) y por ende el más frío. Estamos hablando de un punto en el que el viento es tan fuerte que pocos pueden jactarse de haberlo pasado.

 

¿Qué tal es navegar junto a Guillermo Altadill?

Poder navegar con Guillermo Altadill, una eminencia en la vela oceánica, es un aprendizaje constante... Tener la posibilidad de aprender de uno de los grandes en este tipo de competiciones también acarrea una responsabilidad tremenda. Estás obligado a dar lo máximo posible para intentar llegar a su nivel y que él pueda confiar en ti como su compañero.

 

¿Cuál será tu papel a bordo? ¿Qué aportas al equipo?

Estaré a cargo de las reparaciones que surjan; espero que no sean muchas. Se me da bien la mecánica y la hidráulica. Además será toda una responsabilidad sacarle el máximo rendimiento al Neutrogenacuando Guillermo esté en su turno de descanso.

 

¿Cuáles son las diferencias entre un Clase 40 y los IMOCA 60?

El concepto de navegación es muy parecido, pero la diferencia a la hora de desarrollar un proyecto con uno u otro barco es abismal. El simple hecho de tener una quilla hidráulica basculante ya lo hace más complicado. Después están las velocidades que puede alcanzar un IMOCA 60, que son impresionantes. Además aquí tengo la posibilidad de aprender y competir con expertos en navegación oceánica.

 

¿Consideras esta vuelta al mundo como un homenaje a Felipe Cubillos?

Fue él quien inició el camino para que yo pudiera estar compitiendo en este deporte al máximo nivel. Felipe confió en mí para ser su compañero y hacer realidad juntos el sueño de contar con un velero chileno en la élite de las regatas alrededor del mundo. Sentir que Felipe me está viendo, guiando y apoyando va a ser un recuerdo y un sentimiento muy grato durante la regata. Espero poder rendirle homenaje a Felipe, un chileno de corazón, al doblar cabo de Hornos.

 

¿Qué te parece el acuerdo al que llegaron la Fundación Mar de Chile y la FNOB para difundir el programa educativo de la Barcelona World Race?

Creo que es un paso enorme para la difusión y el desarrollo de este tipo de programas para conseguir acercar a niños y jóvenes al mar y mostrarles el camino hacia una vida más saludable.

 

¿Crees que puede haber más chilenos, y sudamericanos en general, que sigan tu estela en el mundo de la vela oceánica?

Ya hay varios que estarían encantados de estar en mi lugar. Espero, con lo que ya he hecho y lo que me queda por hacer, tener la oportunidad de enseñar y guiar a los próximos navegantes oceánicos de mi continente.