Los turnos de guardia

Los turnos de guardia

La Barcelona World Race es una regata contrarreloj para batir récords de velocidad, por lo que el barco exige atención las 24 horas desde el primer día hasta la meta. Esto implica que los navegantes se organicen en turnos horarios o guardias para repartirse las tareas y descansar, aunque si hay un imprevisto, ambos deberán estar trabajando para solucionarlo.

Cada tripulación se organiza a su manera, pero normalmente se hacen guardias de 3 o 4 horas, en las que un patrón está al mando del barco mientras el otro descansa y duerme entre una hora u hora y media, si las condiciones lo permiten, y está pendiente del material, de trimar las velas y de la mesa de cartas. Durante el cambio de guardia se aprovecha para hacer un intercambio de información, incluso, algunos optan por compartir algunas horas del día con el fin de hablar con alguien, comer juntos, decidir la estrategia a seguir ...

Por otra parte, cada pareja tiene generada una relación y unos roles de acción, capacidades y autoridad que marca el ritmo sobre el barco. Por lo tanto, seguramente las parejas funcionarán muy diferentes unas de otras, en función de esta relación.

Los turnos de guardia también requieren de la plena confianza y respeto entre el patrón y el co-patrón ya que, sin esta confianza, se pueden generar relaciones de riesgo o discusiones. Es por ello, que para evitar estas situaciones hay que elegir muy bien con quién se navegará para que la relación sea la adecuada.