Navegando por el Mediterráneo

Navegando por el Mediterráneo

Tanto en la salida como en la llegada de la regata, los navegantes de la Barcelona World Race se enfrentan a unas condiciones meteorológicas que pueden variar desde suaves brisas, situaciones anticiclónicas sin viento, hasta vientos fuertes y rachas en pocas millas de diferencia. Esto se debe a la proximidad de la costa y su orografía, generalmente montañosa, que provoca cambios en la dirección e intensidad del viento.

Cuando los navegantes se acercan al estrecho de Gibraltar saliendo de Barcelona, se pueden encontrar con muchas dificultades si el viento sopla de poniente (del oeste), ya que el viento lo van a tener en contra y tendrán que hacer muchos cambios de rumbo para poder sortear y llegar al Atlántico. Si se encuentran con una situación de Levante (del este) es más fácil llegar al Atlántico. La situación se invierte en llegar al Estrecho después de circunnavegar el planeta.